jueves, 17 de mayo de 2012

El niño perdido en la jungla

Aquí os traigo otro cuento escrito por Jorge. Espero que os guste.








EL NIÑO PERDIDO EN LA JUNGLA.




Cuando todavía los animales hablaban el lenguaje de los humanos había una tribu de indios y en esa tribu también había un niño que tenía una amiga y que siempre se iba a la jungla solo. Un día se fue a la jungla y se perdió caminando sin saber donde iba se tumbó bajo un árbol y de pronto vinieron unos animales y le preguntaron al niño uno por uno:
-¿Quieres ser mi hijo?  
-Dijo la cabra montes
-Lo siento pero no se escalar montanas
-¿Quieres ser mi hijo?
- Dijo la serpiente
-Lo siento pero no se deslizarme como las serpientes
-¿Quieres ser mi hijo tengo cinco hijos y vivimos en cuevas
-Dijo la mama osa
-Si quiero ser tu hijo
-Justo entonces la pantera mala de la selva secuestro al niño para comérselo porque no le había elegido como padre. El niño no sabía dónde estaba lo único que sabía era que le habían secuestrado.
De repente escuchó un ruido muy extraño
-grrrrrrrrrrrrr
-y él pensó que podía ser la pantera que le secuestró y el niño estaba sudando a chorros por el miedo que le había entrado.
SE levantó y cogió un cuchillo que tenia para cortar las hojas gigantes que tenía en medio.
Y el ruido cada vez se iba acercando mas y mas y aun mas hasta que miró hacia unos arbustos que se movían y de repente
-Grrrrrrrrrrrrrrrr
-saltó la pantera hacia el niño.
El niño dijo:
−!No! Por favor no me comas.
-Si te comeré.
El niño cogió el cuchillo que estaba en el suelo y le hizo una raya a la pantera en el cuello y a la pantera le dolía un montón,  intentó darle un mordisco para comérselo pero el niño se aparto rápidamente y cortó una cuerda que había arriba con un ladrillo y puffffff le cayó el ladrillo en la cabeza.
El niño corrió del miedo que tenía, se tropezó con una rama y se cayó. La pantera intentó comérselo pero vino un indio que salvó al niño.
Y llego la noche y no había rastro de la pantera y el indio prendió fuego a unas ramas secas para hacer una hoguera y le dijo al niño
-Como se supone que has llegado aquí niño?
-Pues yo vivía en una tribu de indios muy lejos de aquí y me fui a la selva y me perdí, me tumbe bajo un árbol sin saber a dónde iba y vinieron varios animales y me preguntaron si quería ser su hijo y claro le dije que si a la madre osa y entonces me secuestro la pantera y seguro que mis cinco hermanos osos y mi mama osa me estarán buscando. 
 
-Si seguro que te estarán buscando pero ahora hay que echarse la siesta.
-Y llego otro día y se levantaron y cazaron pájaros para desayunar. Después siguieron su camino hasta encontrar una osa que decía
-Hijo eres tú
-!Mamá!
-Ven aquí hijo
-y el indio cogió el arco
-Quítate niño esa es la pantera disfrazada
-y disparo el indio con el arco pero no le dio
y el indio y el niño corrieron para poder escapar de la pantera que corría muy rápido, a ocho kilómetros por minuto.
El indio dijo
-Corre que no te pille la pantera intentare conducirla hasta tu tribu porque yo también soy de esa tribu. Digo lo era porque que me echaron pero aun se que los indios de tu tribu son muy fuertes
-Vale yo te seguiré poco a poco
El niño esperó hasta la mañana y cuando fue a su tribu encontró todo destrozado.
Cogió un arco y justo cuando la pantera iba a comerse al padre del niño dijo
-!No!flshhhhhh
Sonó la flecha al dispararse sobre la pantera.
Después de algunos días, confeccionó una alfombra con la piel de la pantera y colorín colorado este cuento se ha acabado.
 
Autor George Emilian Onofrei
2012


3 comentarios:

menchu dijo...

Un cuento lleno de aventuras. Muy chulo.

Violeta Lago (Mamen) dijo...

Este niño es un artista en potencia!!! Madre mía, que imaginación!!!

Ana R. Vivo dijo...

Muy pronto subiré otro cuento.